domingo, 26 de octubre de 2014

Encuentro modular en Madrid (18 y 19 de octubre de 2014)

¡Buenos días, buenas tardes, buenas noches!

El pasado fin de semana (18-19 de octubre) se celebró en Madrid, concretamente en el pabellón "Villa de Madrid" ubicado en el barrio de Alameda de Osuna, una Exhibición de Modelismo Ferroviario con Encuentro de módulos en escala N. 

Era nuestra primera experiencia "al otro lado" de los módulos, en la que llevábamos nuestro conjunto a rodar después de tantos meses de trabajo y pruebas y, personalmente, creo que nos fue bastante bien. Desde luego, disfrutamos muchísimo y servirá de punto de partida para los futuros encuentros. Allí conocimos a los compañeros de afición de la asociación "Marqués de Salamanca" (madrileños también) y a muchos otros aficionados a los que puse cara después de mucho hablar y compartir experiencias en diversos foros.

Aunque el encuentro se organizó en poco tiempo, y el espacio era reducido, la verdad es que todo salió bastante bien, las circulaciones de trenes apenas sufrieron incidencias y los módulos, algunos inacabados como los nuestros, funcionaron sin problemas.




El día más estresante fue el viernes ya que debíamos montar todo el conjunto de módulos y comprobar que todo funcionaba correctamente. Los días previos trabajamos mucho para llevar los módulos lo más decentemente posible y, sobre todo, con el cableado instalado para que funcionaran bien las conexiones. Aunque tuve que hacer algunas soldaduras de "última hora", al final todo fue bien (salvo que los desvíos y semáforos no nos dio tiempo a dejarlos operativos).




Finalmente, tras muchos ajustes, el conjunto modular quedó ubicado, a nosotros nos tocó casi al final del circuito, tras una curva, pudiendo manejar todo un "cantón" de ida y vuelta que incluía los módulos de otro compañero de la asociación PalentiNa:



Ya estaba todo "listo" para abrir al público al día siguiente, a las 10 de la mañana. En el centro del pabellón se ubicaron los compañeros de Alicante, de la asociación "mascarat", que llevaron su precioso conjunto de módulos que representa la estación de su ciudad y los aledaños:


A continuación (tras el salto), os enseño unas cuantas fotos del encuentro. Aunque aquí tenéis el enlace a todas ellas en mi cuenta de Flickr:


domingo, 5 de octubre de 2014

Conjunto modular Club-N: Dificultades ajustando vías (Capítulo 12)

¡Buenos días, buenas tardes, buenas noches!

Seguimos avanzando nuestro conjunto de módulos y, ahora que se ve todo más "verde", nos da motivación extra para que acabemos el trazado de vías cuanto antes. Sin embargo, no será nada fácil acabarlo, como veréis en la entrada del blog de hoy...

El aspecto que tiene el conjunto de módulos antes de empezar a trabajar es el que veis en esta foto. Nos falta acabar parte de la vía principal, en la zona de entrada al túnel, que será la más complicada de rematar. Pero también lo es la curva cerrada de acceso a las vías principales (abajo en la foto), que nos dio mucha guerra:


El aspecto general de la zona montañosa del conjunto empieza a quedarnos como nosotros habíamos planeado, a falta de poner el agua del lago, del río, la nieve en la parte alta...




Empezamos a colocar la vía a continuación del desvío en "Y", a la que previamente hemos soldado los cables rojo-negro que darán alimentación a la misma:




Esa vía recta fue "coser y cantar", pero los verdaderos problemas vinieron a la hora de conectar la vía curva más cerrada del circuito con el desvío "Y". En primer lugar, dejamos el desvío listo, con sus eclipsas aislantes en el corazón metálico (para evitar que se produzcan cortocircuitos al conectar la corriente a los dos circuitos):


Luego colocamos la vía, previamente curvada, en su sitio. Al ser un radio tan estrecho, cuando se le daba curvatura tendía a volver a su posición recta, por lo que pegar la vía fue muy difícil y, al principio, no nos quedaba muy bien la unión:




Pero, finalmente, lo conseguimos. Fue necesario ayudarnos de algún que otro clavito salvador, pero nos quedó bastante bien la unión de la vía (de todas formas, aprendimos la lección: no diseñar cortes en curvas, o bien usar curvas con radio comercial y no vías flexibles, pues son muy difíciles de manipular).



Después de esto, dejamos la vía pegándose y clavada con las chinchetas para evitar sustos. Y, como es habitual cada día que nos reunimos, nos fuimos a darnos una buena comida para "celebrarlo", no sin antes comprobar el resultado de lo que llevamos hasta ahora :-)


¡Ya queda menos para ver maravillas como esta rodando por nuestro circuito!

Hasta pronto :-)


jueves, 20 de marzo de 2014

Conjunto modular Club-N: La naturaleza se abre paso (Capítulo 11)

¡Buenos días, buenas tardes, buenas noches!

Efectivamente, la opción de dejar los módulos en el trastero fue la adecuada, en poco tiempo Pablo hizo muchos avances con la decoración del paisaje, y lo que era una zona llana y sin decorar, se convirtió en un espacio rocoso, con hierba, los primeros árboles... ¡el cambio fue radical! Os lo iré explicando en la entrada de hoy.

Tocaba empezar a usar materiales nuevos: diversas pastas de modelar de NOCH, hierbas de Woodland Scenics, pinturas varias, etc.



Lo primero fue colocar las rocas. Esas rocas planas tan bien hechas, que os enseñé en el Capítulo anterior, había que ubicarlas bien y de forma que no desentonaran con el entorno que habíamos creado. Para ello, con escayola, pasta de modelar y mucha maña para hacer las estrías de las rocas, el entorno cambió completamente...








Las rocas han quedado excelentes, ahora toca darles un toque de color, con unos lavados en tonos grisáceos y marrones:






La verdad es que el cambio es ¡espectacular! ¿verdad? En el río también añadimos capa de masilla, para subir la altura del fondo y darle forma:


Tras el salto, os cuento cómo quedó todo con la hierba, algunos árboles... seguid leyendo que merece la pena verlo :-)

domingo, 16 de marzo de 2014

Conjunto modular Club-N: Lentos, pero seguros... (Capítulo 10)

¡Buenos días, buenas tardes, buenas noches!

Desde el verano, pasó todo un trimestre sin que nos pudiéramos reunir para seguir avanzando con nuestros módulos. La principal razón es que no teníamos un sitio estable para poder trabajar con ellos de forma "regular", y tener que montarlos y desmontarlos cada día que quedábamos nos daba mucha pereza, la verdad, ya que perdíamos mucho tiempo.

Afortunadamente, nuestro amigo Pablo (sí, ya eres todo un miembro de pleno derecho de nuestra "asociación") nos dio una solución: llevar los 4 módulos a su pequeño trastero y dejarlos montados allí de manera permanente. De esta manera, él podría bajar en sus ratos libres a avanzar con la decoración, y nosotros seguiríamos con las vías, la parte eléctrica y demás.

El primer día que quedamos no avanzamos mucho, un poquito aquí, otro poquito allá... fue una primera toma de contacto de nuestro nuevo lugar de trabajo y, la verdad, aunque el espacio es pequeño, tener los 4 módulos montados juntos nos ayuda mucho a avanzar, coger ideas, etc.


Así que, fuimos haciendo un poco de todo. Por un lado, nuestro "paisajista" Pablo estuvo preparando unas cuantas rocas, hechas con diferentes métodos, para ver cuales podíamos aprovechar para nuestro paisaje:


También fuimos pegando las vías principales, para intentar dejar los desvíos en su sitio, que es lo más complicado. Aprovechando que, en su día, hice el trabajo "sucio" colocando las bases en el lugar que debían ir las vías, pues ahora debía ser todo mucho más sencillo.

Los 2 desvíos los colocamos sin pegar, de momento. Es muy importante ser muy precisos en este punto, porque hay que colocar las bobinas por debajo y no nos podemos permitir una desviación de milímetros, ya que la aguja no funcionaría adecuadamente.



Tras hacer los pequeños huecos para el movimiento de la varilla que acciona el desvío, colocamos los motores a mano para definir su ubicación, antes de marcar los tornillos. Nos costó un par de veces ajustar bien los tornillos, porque la varilla luego no hacía el movimiento de las agujas como debiera, pero finalmente lo conseguimos.



Una vez colocados los motores, comprobamos que la varilla pasa por donde debería, por lo que el desvío se deberá accionar correctamente cuando lo electrifiquemos:



Una vez colocados los 2 desvíos, procedemos a pegar parte de la vía flexible, e ir "avanzando metros" de las vías principales. Para ello, empleamos el pegamento elástico de LokLiege:




Dejamos parte de las vías principales ya en su sitio y pegándose, pusimos algunos clavos, y nos ayudamos de chinchetas para que quedaran fijas en la posición que queremos:



Aparte de lo comentado, también pintamos la base del río con una base clara, sobre la que ya iremos oscureciendo más adelante, y pegamos el puente, colocando su parte de vía:





Pues esto ha sido todo por hoy, tal y como reza el título del capítulo... ¡lentos pero seguros!

¡Hasta la próxima!